Mitos sobre la vacuna H1N1

¿Es segura la vacuna al haberse fabricado de manera tan rápida? La tecnología para producirla es la misma que se ha usado para producir la vacuna de influenza estacional desde hace 60 años, con un record excelente de seguridad, por lo que la hace completamente inocua y de gran efectividad.

¿Se ha probado en humanos? Ya ha sido probada en miles de voluntarios en Australia y Gran Bretaña, con buena respuesta inmunológica y con mínimos efectos colaterales.

¿Hay gente que no deba ponerse la vacuna? Aquellas personas que tengan una alergia demostrada al huevo de gallina o a los componentes de la vacuna, lo cual es difícil de precisar.

¿Es cierto que el “adyuvante” llamado timerosal conlleva riesgo para la mujer embarazada y el niño? La mayor parte de las vacunas que han salido al mercado contienen este preservativo que ayuda a una mejor respuesta inmunológica y evita la contaminación de la vacuna por hongos o bacterias. No hay ninguna evidencia que tenga efectos nocivos, por lo que la vacuna se ha considerado segura con o sin thimerosal.

¿Es cierto que la vacuna puede provocar reacciones graves como parálisis de extremidades? Se considera que el riesgo de provocar un síndrome de esta naturaleza es de un caso por cada millón de dosis, por lo que la seguridad es sumamente alta. Los efecto reales de la vacuna son similares a la de influenza estacional: dolor y entumecimiento en el sitio de inyección, dolor de cabeza, dolores musculares, fiebre y náuseas, o sentir cansancio. Cuando alguna persona que recibió la vacuna presenta síntomas gripales, muy probablemente se relacionen con la incubación de virus circulantes y no con la vacuna que contiene virus muertos.

¿Hay personas de mayor riesgo que deban recibir la vacuna? Las embarazadas tiene seis veces más probabilidades de tener complicaciones graves cuando contraen la gripe H1N1. Las personas que cuiden de menores de seis meses de edad. Los trabajadors de atención médica y servicios de emergencia médica.. Todas las personas entre seis meses y 24 años de edad. Aquellos entre 25 y 64 años de edad con problemas crónicos de asma, diabetes, afecciones cardiacas, problemas inmunológicos.

¿Vacunarse contra la influenza estacional protege vs la pandémica H1N1?.
Aunque se ha considerado la posibilidad de producir una inmunidad cruzada, esto no se ha demostrado, por lo que siendo un virus diferente requiere necesariamente la otra vacuna.

¿Deben vacunarse las mujeres embarazadas? ¿No tiene riesgo el niño? Al considerarse de alto riesgo la mujer embarazada, sea cual fuere el tiempo de gestación, deberá aplicarse la vacuna inyectada, la cual contiene virus muertos y no conlleva ningún riesgo para el niño.

¿Puede vacunarse una mujer que está lactando? Durante la lactancia, al ponerse la vacuna, se protege ella misma y protege al niño ya que le transfiere anticuerpos en contra del virus.

¿Es cierto que los niños deben recibir dos dosis de la vacuna? Se ha establecido que a partir de los 6 meses y hasta los 10 años de edad puede aplicarse una dosis inicial con un refuerzo a las 4 semanas siguientes. Niños mayores y adultos sólo una dosis.

¿Pueden ponerse al mismo tiempo la de influenza estacional y la H1N1? No existe ninguna contraindicación para ponerse al mismo tiempo, sólo que se recomienda en sitios diferentes.

¿Es cierto que padecer la gripe pandémica le da a uno inmunidad permanente? Por las diversas variantes y mutaciones previstas del virus es conveniente seguir, igual que con la estacional, un esquema permanente de vacunación por cada periodo estacional, aunque se haya sufrido la enfermedad.

Deje atrás los mitos, la vacuna es segura y frenar la epidemia es responsabilidad de todos.
(Información adaptada del Centro de Control de Enfermedades, CDC)

Escrito por Dr. Víctor M. Pérez Pico. 30 de marzo, 2010